ALCALDE DE IXTLAHUACÁN FALTA A DECLARAR POR CASO D GIOVANNI LÓPEZ Y NO SE LOCALIZA

La policía de Ixtlahuacán de los Membrillos fue desarmada y la policía estatal de Jalisco tomó el control de la seguridad, luego de las denuncias de abusos y el hecho de que de 69 elementos, 34 no aprobaron los exámenes de control de confianza y posibles vínculos con el crimen.

En tanto, el alcalde Eduardo Cervantes Aguilar está ilocalizable y ayer no acudió a declarar ante el Ministerio Público adscrito al área de Visitaduría de la Fiscalía del estado por el caso de Giovanni López, quien falleció el 5 de mayo, luego de la golpiza que le propinaron policías municipales.

El alcalde fue citado únicamente a declarar, pero ahora el lunes está citado como imputado y deberá hacerse acompañar de un abogado, de acuerdo con Gerardo Octavio Solís, el fiscal del estado.

En conferencia, el gobernador Enrique Alfaro dijo la investigación tiene que aclarar qué fue lo que sucedió, pero aclaró que es un invento “con fines políticos” asegurar que fue por no portar cubrebocas, “es una mentira.

Se le detuvo por otras razones muy distintas, es estrategia para seguir generando molestia y encono de la sociedad”. Aseguró que hará todo lo posible para que quien prendió fuego a un policía, durante las protestas de ayer, pague por sus actos; mientras que el fiscal dijo que revisan las cámaras para identificar al agresor.

Las autoridades indicaron que van tres oficiales de la policía municipal detenidos por la muerte y aseguraron que se continuarán con las investigaciones, además de faltan por cumplimentarse más órdenes de aprehensión.

“Violentaron mi instrucción”

Por la noche, el gobernador Alfaro aseguró que “han sido 48 horas de resistir todo tipo de ataques, provocaciones e intentos de desestabilizar al estado, de un ambiente que la ciudad y la entidad no merecen”.

A través de un mensaje en redes sociales, detalló que la instrucción que dio fue actuar con sensatez y prudencia, pero “un grupo de personas de la Fiscalía del estado desacató mis instrucciones y actuó de una manera irresponsable y brutal que no va a ser perdonada.

“Vamos a ir con todo el peso de la ley contra quien haya sido responsable, como ya lo hicimos en caso de Ixtlahuacán, y aunque vivimos momentos turbulentos, nada justifica el uso excesivo de la fuerza”, advirtió.

El mensaje llega, luego de que durante una segunda jornada de protestas en Jalisco, por la muerte de Giovanni López a manos de policías, quedó empañada por el actuar de un grupo de policías de la Fiscalía del estado, que sin protocolos agredió a manifestantes.

Agentes con bates, mazos y palos amedrentaron a jóvenes, e incluso con subirlos a camionetas y abandonarlos en las afueras de la ciudad, situación que molestó al gobernador, quien anunció que los malos elementos que desoyeron sus instrucciones ya habían sido arrestados, y que pagarían por sus acciones.

Share this...