DEMANDAN A AEROLÍNEA POR ENCERRAR A PERRO EN UN BAÑO DE AVIÓN

En abril del presente año, una mujer demandó a la aerolínea, luego de que encerraran a su perro en una baño durante un vuelo de Miami a Los Ángeles.
 

Específicamente fue Abigail Diveroli, quien presentó la demanda contra American Airlinesalegando que una azafata de la aerolínea abusó de ella verbalmente y encerró en el baño del avión a su mascota de apoyo emocional, llamado “Simba”.

En la demanda, Abigail pide al menos 75 mil dólares por daños y perjuicios.

Además indica la demanda, que iba con Simba porque se encontraba embarazada y sufría de ansiedad severa, hasta días antes, Abigail llamó a la aerolínea para asegurarse de que se perro se podía sentar con ella.

La demandante mencionó ante el medio USA Today, que cuando la azafata vio al perro de “apoyo emocional” en su bolso especial, le gritó que no podía viajar en la cabina de pasajeros, pues era una violación al reglamento de Aviación.

Supuestamente, también amenazó con arrestarla cuando el avión aterrizara, luego procedió a cambiar el lugar de la pasajera de la clase business a económica y puso a su acompañante dentro de un baño.

A esto, la aerolínea respondió con un comunicado que mencionaba: “el perro estaba viajando en calidad de mascota en lugar de animal de apoyo emocional o de servicio”.

Las normas de la FAA (Administración Federal de Aviación, por sus siglas en inglés) dictan que las mascotas permanezcan en contenedores que puedan acomodarse debajo del asiento, sin embargo este contenedor no cabía”.

La tripulación a bordo tratá de lidiar con la situación de acuerdo con las regulaciones oficiales”.

Del mismo modo especificaba que cambiaron a Diveroli de lugar, por que no se admiten mascotas en la cabina premium, a lo que le ofrecieron un cambio de vuelo, pero se negó y prefirió tomar asiento con su mascota en la cabina principal.

 
Share this...