DETIENEN A 38 MIGRANTES CENTROAMERICANOS EN PARRAL Y OJINAGA

Chihuahua.- Lo anterior derivado de una revisión, para la que se solicitó la colaboración de la Fiscalía General del Estado, Comisión Estatal de Seguridad y Secretaría General de Gobierno.

 

En una primera intervención, en la carretera Ojinaga-Chihuahua, se detectó un vehículo marca Ford, tipo camioneta, modelo 1982, conducido por Fabián F. M., quien transportaba ilegalmente a nueve personas de origen centroamericano, cinco menores de edad y cuatro adultos, quienes no lograron acreditar su legal estancia en el país, informó la Comisión Estatal de Seguridad.

 

Detalló que en ese mismo lugar, se realizó la revisión de un autobús de pasajeros de la línea “Transportes Chihuahuenses” con número económico 5204, conducido por José G. M., en el que se localizaron a once personas; seis de nacionalidad hondureña y cinco aún en proceso de identificación, quienes no contaban con la documentación para avalar su ingreso legal al país.

 

Posteriormente, en el entronque Ojinaga-Camargo, se detuvo a Jesús M. G., y Humberto G. S., quienes, en dos vehículos de servicio de taxi, con número económico 438 y 432, “Sitio Central Camionera”, respectivamente, trasportaban a diez personas indocumentadas.

 

Asimismo, durante otra intervención, al realizar la revisión del autobús de la línea “Ómnibus de México”, número económico 5572, conducido por José T. H., se detectó que viajaban dos personas originarias de Guatemala, sujetos que no contaban con identificaciones o documentos que acreditarán su ingreso legal al territorio mexicano.

 

Finalmente, dentro de estas mismas acciones encabezadas por las autoridades federales, en la carretera Parral-Durango, realizó la revisión y aseguramiento del autobús línea “Trasportes Chihuahuenses” número 2146, proveniente de la Ciudad de Culiacán, con destino a Ciudad Juárez, conducido por Milton G., y en el que viajaban seis personas de nacionalidad guatemalteca.

Por lo anterior, los chóferes de las diferentes unidades fueron puestos a disposición de la Fiscalía General de la República (FGR) y los 38 migrantes quedaron bajo el resguardo y protección de la delegación del Instituto Nacional de Migración (INM) autoridad encargada de realizar los trámites pertinentes para la correcta repatriación.