MURIÓ TIGRE MALAYO EN EL ZOOLÓGICO

El jueves por la mañana, el personal del zoológico de El Paso perdió a su tigre malayo de 18 años, Belahat. El miércoles se confirmó que estaba en las últimas fases de problemas en los riñones debido a su edad.

Recientemente, Belahat había estado comiendo únicamente sus alimentos favoritos y parecía estar perdiendo peso. Fue llevado al Centro Médico Animal del zoológico el miércoles para hacerle un diagnóstico. El equipo de cuidado para los animales confirmó por medio de análisis de la sangre y orina que sus riñones estaban en muy malas condiciones debido a su avanzada edad y una enfermedad degenerativa. El personal de veterinaria le dio fluidos subcutáneos por vía intravenosa con el fin de ofrecerle algo de alivio a sus riñones y mantenerlo hidratado, y esperaban probar con algunos medicamentos adicionales esta semana para continuar tratando su enfermedad renal.

Belahat tenía aproximadamente 18 años y fue diagnosticado por primera vez de padecer una enfermedad renal hace dos años. Tenía una infección en su riñón y en su vejiga, por lo cual su condición fue empeorando, pero respondió muy bien a los antibióticos y múltiples exámenes, y el funcionamiento de su riñón fue mejorando. Sin embargo, la enfermedad renal degenerativa es un problema común e irreversible en los felinos de edad avanzada tanto gatos domésticos y felinos exóticos como los tigres, y Belahat ya había excedido el estimado de vida de los tigres malayos bajo cuidado humano, el cual es entre los 14 y 15 años.

“Sabíamos que era algo de esperarse, dada su edad, pero aún es muy triste cuando tenemos a un animal con una enfermedad que no se puede curar”, dijo la veterinaria del zoológico, Victoria Milne. “Pensamos poder darle un poco más de tiempo, por lo que estamos muy tristes, pero también contentos de que pudimos ofrecerle cierto alivio en su últimos momentos”, agregó.

“Belahat era un tigre geriátrico, por lo que sabíamos lo que se podía esperar, ya que cuidamos mucho a los animales a manera que envejecen —ese es nuestro trabajo”, dijo el director del zoológico, Steve Marshall. “Pero eso no significa que esto haga que las cosas sean más fáciles. Estuvo con nosotros por cinco años, y en esos cortos cinco años se convirtió en un miembro de nuestra familia del zoológico. Es un momento muy difícil para todos nosotros”.

La Asociación de Zoológicos y Acuarios (AZA) Tiene un programa del Plan para la Supervivencia de las Especies (SSP) que supervisa la administración de la población de ciertas especies selectas en instituciones que son miembros de AZA en todo Estados Unidos. Belahat nació en la selva de Malasia, donde entró en conflicto con los humanos y fue rescatado por un zoológico antes de que llegara a Estados Unidos para ayudar con las iniciativas de conservación del SSP. En el 2012, el programa del SSP pidió que Belahat fuera enviado del Zoológico del Bronx al Zoológico de El Paso. Aunque pasó cinco años en el Zoológico de El Paso, el Zoológico del Bronx es el actual propietario de Belahat. Durante el transcurso de su vida, Belahat contribuyó a la supervivencia de su especie al convertirse en el progenitor de tres cachorras.

El tigre malayo califica para ser incluido en la lista de especies en peligro extremo de extinción debido a que la mejor evidencia disponible indica que el número de tigres maduros es de menos de 250, y ha disminuido por más de un 25 por ciento en una generación. Belahat y los otros tigres malayos en el El Paso, Seri y Melor, sirven como ejemplo de los tres pilares de conservación de la vida silvestre del zoológico.