EN LA CAPITAL… JOVEN RECIBE GOLPIZA DE POLICÍAS MUNICIPALES POR NO USAR CUBREBOCAS

Con severos golpes en el rostro y recién liberado de la comandancia norte, Luis Escobar de 20 años de edad, empleado de una panadería, narró cómo hace algunas horas siendo las 4:15 de la mañana de hoy, tripulaba su auto por la calle que está entre el panteón Colina y la antigua tienda Ley, de pronto le marca el alto una patrulla de la policía municipal, cuyos agentes le piden bajarse, no sin antes manifestarle que lo pararon por no usar cubrebocas.

El entrevistado señala que se le hizo raro, a lo cual los uniformados indicaron que era motivo de arresto, fue entonces que comenzó a buscarlo en el interior del auto.

Luego de checar su nombre le insistieron en que era falta a la justicia cívica no usar cubre bocas, lo cual cuestionó en varias ocasiones, hasta que vio como los policías se enfurecían e insultándolo, comenzaron a golpearlo.

«Cuando me golpeaban escuché que pedían apoyo y al llegar al menos otros tres policías todos me pegaron», señaló Luis mientras mostraba los moretones y golpes que los policías le propinaron.

Foto: Alejandro Ruíz | El Heraldo de Chihuahua

Luego lo trasladaron a la comandancia de policía zona norte, donde manifiesta primero lo llevaron a un rincón de los patios para amedrentarlo, incluso amenazarlo de que sabían dónde vivía, y que si seguía de “chingoncito” lo llevarían ahí donde mismo y le darían otra golpiza.

Más tarde cuando su padre el señor Humberto llegó a la comandancia, para ver qué pasaba, se encontró con que su hijo presentaba no solo varios golpes en el rostro y cuerpo sino que tenía miedo por las amenazas de los policías.

«No es justo ni es correcto que lo golpearan así, mi hijo iba a su trabajo y no había bebido nada», ahora resulta que su falta es agredir a los agentes, pero ni multa me pidieron, y solo me entregaron a mi hijo golpeado.

 

Luis el joven afectado señaló que el desconocía que no traer cubrebocas al viajar el solo en su auto era delito, «yo solo me dirigía a mi trabajo, llevaba los cristales arriba y la música, pero sin cometer ninguna falta», “no entiendo, si los policías están preparados para someter, por qué debieron golpearme en cara y cuerpo y más siendo cinco» externo aún con dolor de sus lesiones, el afectado, quién afirmó que iría con su padre ante la Fiscalía para interponer su formal denuncia por el abuso policial.

Mientras contaba los hechos le recibieron una queja escrita de mandos policiales, quienes le explicaron al padre de la víctima que la detención decía que por agresión a los oficiales, ahí mismo arribo una representante de Derechos Humanos quien levanto inmediatamente el acta en contra de los agresores, para la respectiva recomendación a la Dirección de Seguridad Pública Municipal.

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *